sábado, 11 de diciembre de 2010

.

Por: la que regresa en la noche tímida.



"     .      "

Y entonces le pedí a Dios me lo explicara todo;

Las cosas sucias son las cosas sucias.

Las cosas limpias son las cosas limpias.

Y entendí que estaba sucia, y pude ver la carne desatada

labrando una mancha oscura

y la carne era roja y la desconocía.

Y pude ver los planetas formándose

mi rostro decaído, entendiendo que me resisto al proceso cíclico de morir.

Tenía que caer tan bajo

para entender la nada atrapándome.

Sólo entonces lloré toda la carne.

Nadie escuchaba...

 el ruido era.






"GOTAS TRISTES"


Las gotas tristes me han llamado

 me preguntan

¿Porqué al vació?
¿Ya no crees?

Pero yo las guardo;

como pájaro carpintero siguen ahí...

Siguen ahí.

1 comentario:

Yescanauta dijo...

lo interesante es la frialdad de la realidad